es

Los productos pesqueros congelados conservan las propiedades nutricionales del pescado, además, mantienen altos estándares de calidad por lo que son muy seguros de consumir, ya que el producto se somete a temperaturas por debajo de los -40ºC, lo que permite que no se formen cristales, lo cual genera que los pescados y mariscos mantengan su textura original.

Por otro lado, el congelamiento también elimina el crecimiento de bacterias propio de los peces, haciendo que sea muy seguro consumir congelados marítimos. Los productores de la pesca y la acuicultura deben contar con insumos tecnológicos para alcanzar los objetivos que se requieren a nivel de industria de forma más saludable y sostenible. Por ello, se deben tener procesos de congelación, almacenamiento y transporte, para asegurarse de no romper la cadena de frio y así preservar la frescura hasta que llegue a manos del consumidor.

regresar